ELIGIENDO FLORISTA

307

Las flores pueden ser una parte fundamental de tu celebración de bodas, y desearás asegurarte que el florista que escojas te ayude a interpretar tus visiones para tu boda. Con el correcto conocimiento detrás tuyo, contratar el florista perfecto no es tarea difícil.

 

  • Vayamos por partes, determina un presupuesto.
    Antes de buscar un florista, trata de determinar tu presupuesto floral. Trata de mantener un poco flexible este número, ya que no sabes cuánto te costarán las flores que deseas hasta que comiences a hacer estimaciones. El tener un número predeterminado, le ayudará al florista conocer cuánto podrás afrontar al momento de sentarse y discutir tu selección floral.
  • Pide recomendaciones a familiares y amigos.
    La mejor publicidad es la de boca en boca. También consulta con los propietarios del salón donde realizarás la boda, sobre floristas que hayan trabajado con ellos con anterioridad.
  • Visita varias florerías para ver cómo funcionan.
    Esto te dará la chance de ver cómo te saludan, y cómo tratan a sus clientes. Está el negocio bien ordenado? Es organizado? Echa una mirada a la selección de flores, y comprueba su calidad; son frescas? Si el negocio está descuidado, las flores flácidas, y son desatentos contigo, definitivamente deberías visitar otras florerías.
  • Confecciona una lista preliminar de flores que creas que necesitarás. 
    Esta lista deberá incluir la cantidad de bouquets, boutonnieres, ramilletes, arreglos, etc, que necesitarás. Esta información será de mucha utilidad para tu florista. 
  • Siéntate con varios floristas a discutir sobre tus flores.
    Si te gusta lo que ves en la florería, tu próximo paso es sentarte con el florista a discutir qué tipo de flores querrás. Para ayudar al florista a determinar qué estás buscando, trata de proporcionarle fotos de tu vestido y los de tus Madrina de Bodas, como así también fotos y recortes de revistas de bouquets y arreglos florales que te gusten. A veces, los floristas pueden pedir trozos de tejido de muestra de los vestidos de las Madrinas de Boda y del tuyo propio, por lo que trata de llevarlos contigo, si es posible.
  • Pregunta al florista si tiene fotos de muestra que puedas ver.
    Muchos floristas tendrán fotos de su trabajo para mostrar a sus clientes. Esto te dará un sentido acerca de la calidad de su trabajo, más la posibilidad de ver un arreglo que puedas desear para tu propia boda. 
  • Pide sugerencias.
    Luego de decirle a tu florista lo que deseas, pídele sugerencias. Un buen florista debe ser capaz de sugerir para ayudar a cumplimentar tu boda, mientras se mantiene dentro de tus preferencias.

  • Aclara los puntos en un contrato.
    Una vez que hayas escogido a tu florista, y hayas acordado un precio, probablemente deberás firmar un contrato. Asegúrate que todos los puntos estén bien explicados en él. Esto debería incluir la fecha, tiempo y lugar de entrega; número de arreglos florales acordados (números de bouquets, ramos, boutonnieres, etc.) y el tipo de flores en cada arreglo. Deberás asegurarte de incluir la mayor información posible en el contrato, para protegerte tanto a tí misma como al florista. Lée atentamente el contrato antes de firmarlo, y si tienes dudas, pregunta antes de firmar. En el contrato deberá constar el acuerdo de pago también.